azul

Proyecto dormitorio blanco & casual, vol 3 La revelación final

Hola a todos! continuamos la semana con un post fresco y lleno de energía. ¿qué será, qué será?… La revelación final de un proyecto Fun & Deco!

Se trata de un dormitorio con zona de vestidor y de estudio que ya hemos introducido en capítulos anteriores -aquí puedes ver las partes 1 (inspiración y distribución) y 2 (concepto previo).

Empecemos por las paredes. Se pintaron de blanco y se le dio protagonismo a la pared principal de forma sutil con un papel de textura vegetal. En dicha pared, instalamos un cabecero de espuma forrada con tela y una lámpara colgante, ambos DIY.

La mesilla de noche es de segunda mano y nos costó 20€, genial! Estaba en buen estado, pero su aspecto original gritaba “dormitorio infantil marinero de la España de cuando éramos chicos” por lo que no encajaba con este espacio. La solución fue fácil y barata: un poco de cariño, imprimación, pintura y papel para la trasera. Queda como nueva, ¿verdad?

El papel no se aprecia demasiado bien en las fotos… upps!! así que os diremos que se trata de un collage tropical, con motivos geométricos, flores y loros. Al tratarse de una superficie en vertical que apenas va a tocarse ni en la que se va apoyar ningún objeto, no hace falta que sea especialmente resistente. Por eso, decidimos colocar un resto que teníamos de papel de regalo en lugar de utilizar un papel de empapelar al uso. ¿Por qué? pues a) porque cuesta bastante menos y b) porque a la clienta le gustaba ese dibujo. Osea, a+b = situación win, win.

El hueco que quedaba a la derecha de la cama entre el pilar y la pared del cabecero (en la primera foto del antes), lo cerramos con un panel de lamas de madera con una balda encima. Podríamos haber aprovechado para colocar más estantes pero realmente no hacía falta más espacio de almacenamiento. De modo que de esta manera, damos continuidad a la pared.

En la pared frente a la cama, ubicamos una cómoda de Ikea. Conforme a la idea original para el proyecto -puedes ver las alternativas barajadas aquí-, pensábamos dejarla tal cual o con una pátina en blanco. Pero la verdad es que no nos convencía nada la cantidad de nudos que presentaba la madera vista en persona. Esta fue una de esas ocasiones en las que hay que ceder y adaptarse:

1. Ceder porque por muy original que queramos ser, al final resulta complicado competir con los precios del gigante sueco. Además, a ver dónde encontrábamos una cómoda de estas dimensiones por el mismo precio (pista: ni de segunda mano ni en internet).

2. Adaptarse porque siempre hay remedio para estas cosas. ¿Que no quieres seguir viendo esos nudos de pino barato? -Escóndelos.

De modo que eso hicimos. Elegimos un color menta, tomado de pinceladas de uno de los cojines de la cama, la alfombra, cestos, un macetero… y aprovechamos para cambiar los tiradores por otros más prácticos.

Si te gusta la idea y tienes un mueble ya pintado previamente, te recomendamos que utilices la famosa chalk paint para ahorrarte el lijado previo. Además podrás aplicarla sobre cualquier superficie. Mira qué mona quedó esta cómoda usando los mismos colores.

Para el rincón de trabajo aprovechamos el espacio bajo la ventana junto a la zona de vestidor -puedes ver la distribución en este post-, con un escritorio sencillo y una silla. Colocamos un estor de bambú blanco para mitigar el exceso de luz que entra por la ventana. Así conectamos con el papel de la pared del cabecero de la cama, con aspecto de fibras naturales. Para darle un toque más sofisticado, añadimos una cortina de lino con un motivo delicado y muy femenino.


Esperamos que os haya gustado este proyecto, aquí os dejamos referencias para adquirir algunos de los artículos utilizados. Si tenéis interés en alguna pieza concreta que no aparezca en esta lista, dejadnos un comentario y estaremos encantados de ayudaros a localizarla.


1. lámpara, 2. cojín estampado, 3. espejo, 4. macetero, 5. funda nórdica, 6. cojín de rayas, 7. láminas, 8. silla, 9. escritorio, 10. cesto, 11. flexo, 12. alfombra

¿Os convence este estilo?, ¿cuáles son vuestras tiendas imprescindibles a la hora de decorar? Si tenéis alguna tienda favorita, presumid de ella en los comentarios!!

Si te has quedado con ganas de más, mira esta transformación aún más low-cost y en sólo un fin de semana! -¿pensando en dar algunos toques sin gastar mucho dinero? Tenemos las mejores ideas para el baño. Hasta la vista!

 

12 claves imprescindibles para una casa de playa

via

Si hay una época del año en la que nos apetezca más ver el mar, es sin duda el verano. A menudo, ese deseo se traslada a la decoración que queremos dentro de casa. De modo que casi sin darnos cuenta, hemos ido rescatando botes de arena y viejos souvenirs de cuando estuvimos en la playa visitando a la tía Loli… ¡y ahora están repartidos por todas las superficies! De repente, nos damos cuenta de que la casa parece un chiringuito de Benidorm, que no está mal, pero es que nosotros queríamos un retiro costero en Sotogrande…

Si esta historia os resulta familiar, o simplemente queréis evitarla, os desvelamos todas las claves para bordar el estilo “mi casa de la playa con clase”.

via

1 . Paleta de color. Nunca nos cansaremos de repetirlo, el uso de los colores adecuados supone casi todo el éxito de un espacio. En este caso, la combinación por excelencia es el blanco, los tonos arena y los azules.

via

2. Los muebles pintados de blanco, en madera natural o blanqueada. Un plus si es antigua o de aspecto envejecido.

3.  Alfombras de fibras vegetales como el yute, el coco o el sisal.

4. Visillos en lugar de cortinas, resultan más vaporosos, ligeros y frescos.

via

5. Suelos de lamas de madera como el roble o el bambú.

6. Revestimientos de madera en blanco. Si el presupuesto lo permite, en paredes y también techos.

7. Complementos de mimbre, como por ejemplo lámparas, cestos y taburetes.

via

8. Espacio relajado, sin recargar ni agobiar.

9. Recrearse más en las texturas que en los colores para transmitir sensaciones a través del tacto además de por la vista.

via

10. Utilizar fundas de lino o algodón para cubrir los asientos sin tener que retapizar.  Lo más seguro es apostar por el blanco o algún otro neutro como el gris claro o crema.

via

11. Acompaña los muebles de madera con otras piezas de ratán, caña o bambú.

via

12. Recurre a referencias marineras para completar el ambiente. Esta es la forma más sencilla de regular cuánto queremos sumergirnos en este estilo.

via

Os animamos a que probéis este look en casa. Nuestro consejo: lo más barato es pintar las paredes y confeccionar unos cojines  de acuerdo a la gama cromática escogida. Además, esta tendencia es compatible con otras propuestas, como decorar una pared con cestos artesanales, o usar espejos con mucha personalidad.

Y ya lo que sale gratis del todo es reubicar piezas y complementos de una habitación a otra, ¡los resultados te sorprenderán! De todas formas, por suerte hay tantas tiendas distintas hoy en día que resulta fácil conseguirlo sea cual sea el presupuesto

 

Síguenos en Instagram

Fun and Deco · 2017